miércoles, noviembre 15, 2006

Pensamientos



Ya amaneció, acaban de entrar los primeros rayitos de luz por la ventana...
Tú aún duermes en mi regazo y no quisiera respirar con tal de no interrumpir tu sueño...
Cierro los ojos y el latir de nuestros corazones se confunde con el sonido que viene de afuera, aquel sonido tan relajante que producen las olas al chocar con la arena en la playa...
Ahora te observo dormir y noto como tu boca refleja una sonrisa, la misma que mi boca trata de imitar al verla sonreír...
Estoy pensando en ti y en lo feliz que soy al tenerte a mi lado...
Muchos años han pasado ya desde aquel primer día, pero mi amor por ti ha ido creciendo al pasar de los años...
Acabas de abrir los ojos y se han encontrado con los míos abiertos también; tratas de decirme algo pero te detengo con un dulce beso en tus labios...
Si! Sé que no lo estabas esperando, la expresión en tu rostro me lo acaba de decir, y que bueno, porque al pesar del tiempo, todavía logro sorprenderte...
Levantas la cabeza y observas por la ventana...el sol está a punto de salir y supongo que debes estar pensando en las tantas veces en que los dos, sentados en la arena, esperabamos su llegada, para luego quizás, comenzar nuestras jornadas...
Recuerdas, también, ¿aquellas conversaciones en que sólo la luna era testigo?
Muchas cosas se olvidan, pero aquellos pequeños detalles aún rondan en mi memoria y los recuerdo como si fuera ayer...
Mientras pienso, acaricio tus cabellos y sin darme cuenta te he hecho dormir nuevamente...yo sonrío y pienso en como cambian las cosas, porque años atrás nos le adelantabamos al sol y comenzábamos el día sin él...hoy, nos gana la partida adueñandose de todo y cuanto nos rodea, pero parece no importarnos, sobretodo porque aún el frío del amanecer inunda nuestra habitación y nos hace acurrucarnos más en las sábanas...
Cuantas cosas pueden cruzar mi mente, cuantos momentos vividos nuevamente, momentos que han marcado nuestras vidas y que gracias a ellos somos lo que hoy somos: dos viejos enamorados como el primer día, como si fuera ayer, como aquel día en que frente a un altar dijimos SI! y nos juramos amor eterno, para toda la vida, una vida que al vivirla junto a ti se vuelve maravillosa...
Ya el sueño nuevamente está tratando de vencerme y quisiera despertarte, mirarte a los ojos, besarte, acariciar tu rostro y decirte lo mucho que te quiero, pero prefiero no interrumpir, porque quizás ya esté en tus sueños haciendo lo mismo...y he decidido dormirme, ésta vez...para siempre...

2 comentarios:

JGG dijo...

Que dulzura, que amor, que sentimiento……..

Lunatica!! dijo...

wao solo eso,